Menú Cerrar

Beneficios de la sábila para el cutis

Sabila para el cutis graso

Sabila para el cutis

La Sabila desaparece manchas de todo el cuerpo en especial del cutis una parte tan delicada para todos, tantas mujeres como hombres nos vemos afectados por estas horribles manchas en la cara.

Sabila para el cutis

Cuando aplicamos mascarillas de sabilas los cambios se notan inmediatamente, gracias a la efectividad de estos cosméticos naturales y a que el aloe penetra en las tres capas de la piel: epidermis, dermis e hipodermis; aportando un gran caudal de nutrientes que la regeneran y la sanean, y expulsando las bacterias y los depósitos de grasa que obstruyen los poros.

Por otro lado la acción de los nutrientes naturales, los minerales, las vitaminas, los aminoácidos estimulan la reproducción de nuevas células.

Leer: mascarilla de sabila para las arrugas.

Propiedades de la sabila para el cutis

No existe una planta en el mundo que cuente con tantas propiedades y composiciones químicas, el aloe vera o la sabila tiene propiedades curativas de diferentes tipos.

Vitamina A: Mejora la visión y previene el envejecimiento prematuro. Favorece a su vez el crecimiento de los tejidos, en particular de los la piel.

Vitamina B o Riboflamina: Facilita la transformación del alimento en energía.

Vitamina B5: También conocida como ácido pantoténico. Estimula la regeneración celular, protege la piel y el cabello y es un poderoso hidratante. 

Además esta planta cuenta con Aminoácidos y Vitamina C, ambos esenciales para el rejuvenecimiento y el fortalecimiento de la piel.

Leer: Como usar la sabila para el herpes genital y labial.

¿Cómo puedo saber el tipo de piel que tenemos?

En primer lugar hay que saber que el concepto que se aplica para clasificar el tipo de piel es la grasa que ésta genera. Sabiendo esto resulta mucho más sencillo aclarar el tipo de piel tenemos, qué problemas es más propensa a padecer y cómo se deben tratar.

Cutis graso

Para distinguir un cutis graso debemos observar varias señales frente al espejo: suelen destacar los brillos, son pieles de poros dilatados y brillantes en exceso, comúnmente rechazan el maquillaje, que suele correrse debido a la acción de la grasa, ya que ésta forma una película donde los productos cosméticos se fijan con mayor dificultad.

¿Cómo cuidar un cutis graso?

Son pieles con una mayor tendencia acnéica en las que con frecuencia se desarrollan puntos negros, conviene tratarlas con un producto astringente, como el gel de aloe, que las protege y las nutre al mismo tiempo que reduce el exceso de grasa.

No hay que dejar de hidratarlas para mantenerlas jóvenes y tersas, para ello es necesario usar una crema hidratante o hidronutritiva libre de grasa.

Leer: Sábila en ayunas para el colon

Cutis seco

Es justo el caso contrario del cutis graso, en este tipo de piel las glándulas sebáceas no producen suficiente sebo y la carencia de grasa da como resultado una piel áspera y mate en la que los poros están casi cerrados. Tiende a resecarse con el simple efecto del aire y en algunos casos llega a cuartearse.

¿Cómo cuidar un cutis seco?

Este tipo de pieles requiere más cuidados que el cutis graso o normal, pues tiende a envejecer prematuramente. Debemos aplicar diariamente una crema nutritiva rica en aceites vegetales (almendras, aguacate, oliva…) y vitaminas, en especial vitaminas E y A (Retinol), que combaten los efectos de los radicales libres y el envejecimiento prematuro.

Tampoco podemos descuidar la hidratación, para mantener la piel hidratada es preciso aplicar una crema humectante, preferiblemente después de la ducha y con la piel aún mojada. Complementando todo esto una precaución: evitar la exposición prolongada al sol.

Cutis normal o mixto

Seguro que has oído hablar de la famosa T. La piel normal o mixta se caracteriza por un exceso de grasa en la T (frente, nariz y mentón) y sequedad en pómulos y mejillas. Es el tipo de piel que más fácil de cuidar, pues tanto la zona grasa como la seca son menos extremas.

¿Cómo cuidar un cutis mixto?

Leer: beneficios de la sabila.

En primer lugar (esto vale para todos los tipos de pieles) procurar no castigarla demasiado exponiéndola de forma prolongada al sol o situaciones de contaminación, exceso de humos, etc.

Normalmente una buena limpieza y una hidratante suelen ser suficiente, un gel de aloe va bien para rebajar la grasa, y en pómulos y mejillas una hidronutritiva.

Mascarilla de sabila para el cutis

La sabila en veces no hace falta mezclar con ningún otro producto o planta. Con solo una planta de sabila en el hogar se pueden ahorrar mucho dinero en cremas.

Preparación y uso:

  • Cortar una penca de sabila y extraer el gel en una taza.
  • Aplicar por toda la zona afectada durante unas 3 o 4 horas.
  •  Preferiblemente aplicar todas las noches antes de dormir durante 1 mes.
  • Quitar por las mañanas con agua fría.

Sabila y pepino para el cutis

La sabila y el pepino forman una combinación muy particular, estos 2 hijos de la madre tierra tiene propiedades curativas que sirven para mejorar la apariencia de nuestro rostro.

Preparación y uso:

  • Licuar el pepino con poca agua que quede un poco espeso.
  • Mezclar en una taza con gel de sabila hasta formar un mezcla homogénea.
  • Aplicar todas las noches antes de dormir durante 1 mes.
  • Quitar por las mañanas con agua fría.

Para que sirve la sabila en el cutis

Al ver todas la propiedades de la sabila para el cutis podemos analizar y darnos cuenta lo necesario que es para mantenerlo sano.

Todos los beneficios de la sabila para el cutis quedan expuestos a continuación:

  1. Elimina las células muertas.
  2. Rejuvenece y estira la piel.
  3. Limpia las manchas viejas de la piel.
  4. Elimina hongos e infecciones de la piel.
Beneficios de la sábila para el cutis
Mas artículos sobre la sabila que te pueden interesar:

Sigue leyendo sobre esta maravillosa planta y aprende todas las recetas caseras para compartirlas con todos en el hogar: